vivir unos ejercicios espirituales

Lara nos explica su vivencia en los Ejercicios Espirituales

29 de abril, 2020

El fin de semana del 14 al 16 de febrero, nuestro consiliario, el padre Yago, impartió los Ejercicios Espirituales que por esas fecha organiza nuestro movimiento, a un grupo de unas 25 personas, entre cursillistas y feligreses de su parroquia. +Info

Hoy os traemos el testimonio de una de esas personas, Lara González, de la Ultreya de Pinto, que nos va a contar su vivencia de ese fin de semana.

ERES QUERIDA Y ERES AMADA. DESDE LA ETERNIDAD

El pasado fin de semana del 14 al 16 de febrero de 2020 tuvimos la ocasión de vivir una tanda de Ejercicios Espirituales “comprimidos” en un fin de semana.

Fuimos un grupo de 25 personas, de distintos pueblos de la Diócesis de Getafe, que nos congregamos en la Casa de Espiritualidad de las Carmelitas Misioneras, en Ávila.

Los Ejercicios fueron dirigidos por nuestro consiliario, el padre Yago, que además, acababa de hacer él sus propios ejercicios, por lo que traía las meditaciones muy frescas.

Si bien es cierto que concentrar unos Ejercicios en un fin de semana es harto complicado, Yago lo hizo con el amor y la delicadeza que le caracterizan.

Testimonio de Lara

En un ambiente de silencio y recogimiento, sin móviles, sin distracciones; tuvimos tiempo para las diferentes meditaciones, para la oración personal, para rezar el Rosario, para vivir en intimidad con el Señor: en la Misa, en la Hora Santa…

Yo ya había hecho E.E. en alguna otra ocasión, pero no los había vivido bien, porque siempre había ido con alguna finalidad: que el Señor me resolviera alguna situación, que me dijera lo que tenía que hacer ante alguna circunstancia concreta… una actitud muy errónea para aprovechar bien unos Ejercicios Espirituales.

Pero en esta ocasión, el Señor me concedió vivirlos sin ningún tipo de pretensión, solamente querer vivir esos días con Él.

Y, como siempre, Jesús nunca defrauda. Me regaló mucha paz, serenidad, y también alguna frase de las que se graban en el corazón, y que yo necesitaba escuchar en este momento de mi vida: “soy importante para Dios, no me ha creado en vano”; “soy preciosa a los ojos de Dios”, “los E.E. es ponerme ante Dios y decirle: mírame; y pedir y suplicar”; “Dios actúa conquistando el corazón”; “todo a mi alrededor grita: ¡Dios te ama!”.

Y la que más me tocó el corazón y la que más necesitaba escuchar: eres querida y eres amada. Desde la eternidad”.

Lara González. Parroquia de Sto. Domingo de Silos. Pinto.